02 noviembre 2007

A veces, la seguridad de tener un techo, impide ver las estrellas...


Si se olvida la seguridad, allí está el vértigo de verlas de nuevo...

11 comentarios:

Liliana dijo...

la seguridad es pariente del miedo, es siempre el miedo que nos saca libertad.
besitos cara Xi.

la rateta dijo...

CIERTO!! muy cierto...de nuevo coincidimos..
besitos

CR dijo...

Siempre me ayudas.
Que rico se siente eso.
tuya
Cinzia

Ximena dijo...

Besos grandes a las 3: Lili, Rateta y Cinzia. Me encanta encontrarnos en esta calle virtual, sin techo, con libertad y estrellas...

Ximena

Rodrigo dijo...

saludos cariñosos...
vine a dejar un abrazo,
ya estoy desplumado del desasosiego, y además cumplo año de bló..
cómo no celebrar entonces?
vente a la fiesta, conoces el camino al barrio, ah! y por cierto, no se precisan ragalos.

abrazo cariñoso

JHWH dijo...

Sii, ...redescubrir la sensación de movimiento.
Un abrazo.

matlop dijo...

querida xime!!

me regalaste una sonrisa creativa con esta sabia y bella reflexión!!


un abrazo grande
M:

Ximena dijo...

JHWH querido, redescubrir sensaciones es siempre maravilloso, es el constante movimiento de la vida viva en nosotros.

Un abrazo

Ximena

Ximena dijo...

Mi querido Matlop, esa sonrisa creativa tuya debe verse luminosa como estrella...

Un abrazo grande para ti tambien!!

Xime

Veronika dijo...

Hola Ximena! Cinzia me invitó a visitarte... Que bueno que lo hizo! me dijo que leerte le daba mucha paz... :-)

Lo que escribiste me recordó algo de Galeano en "Hurtos y Rapiñas":

"Las palabras pierden su sentido, mientras pierden su color la mar verde y el cielo azul, que habían sido pintados por gentileza de las algas que echaron oxígeno durante tres mil millones de años.

Y la noche pierde sus estrellas. Ya hay carteles de protesta clavados en las grandes ciudades del mundo: “No nos dejan ver las estrellas”.

Firmado: la gente.

Y en el firmamento han aparecido ya muchos carteles que claman:

“No nos dejan ver a la gente”.

Firmado: Las estrellas."

Ximena dijo...

Veronika querida. Celebración mutua de la invitación que Cinzia te hizo! Que regalo tan hermoso has traído a estas tierras virtuales! No conocía este texto de Galeano, está hermosisimo. Me emocionó, y no pude evitar compartirlo con quienes me acopmañaban al momento de su lectura inagural.
Muchas, muchas gracias!

Nos visitamos, un gran abrazo,

Ximena